Antoni Albalat. Cuaderno 9 "E"

Antoni Albalat. Cuaderno 9 "E"
Antoni Albalat. Cuaderno 9 "E"

lunes, 8 de noviembre de 2010

COMENZAR

Tantos años buscando tiempo y sitio para encontrarnos gente que queremos hablar de poesía y ahora, gracias a esta tecnología y a la pericia de algunas, como Amelia, para empezar, vamos a poder estar en contacto con las preferencias y posibilidades personales. Es un buen paso. Podemos utilizarlo y sacar provecho.
Pero, como en todo, tenemos que tener claro que esto es un medio para ayudar y no una cosa en sí misma. Así que nos ayudará a hacer, seguir, disfrutar con lo que nos gusta: la poesía.
Desde los primeros encuentros quisimos dejar claro dónde nos emplazábamos en eso de la poesia, como punto de partida. Y aceptando, por supuesto, que todo lo que se haga con convicción está bien y es respetable. Pero para el trabajo y disfrute del grupo quisimos situarnos en cierto progresismo y actualidad, creatividad, búsqueda... 
Y leyendo me he encontrado un texto de mi admirado Miguel Casado, (creo que uno de los críticos sobre poesía más claros e iluminadores) y que os transcribo.
Lo podéis encontrar en su libro La poesía como pensamiento, Edit. Huerga y Fierro. En las notas previas.

"En la experiencia de la lectura, la poesía -toda verdadera poesía- se muestra como uno de los géneros de pensamiento más poderosos. Esto ocurre, porque el pensamiento -como también el mundo- es inseparable de la red de los lenguajes, y la poesía consiste en crítica que el lenguaje se hace a sí mismo, desidencia de lo codificado, puerta para la posibilidad de cambio. Ocurre, porque el pensamiento no se limita a las posibilidades de la razón, ni se mide solo en términos pragmáticos de eficacia, sino que incluye el espacio todo de la mente y el espíritu humanos -lo sensible, lo inconsciente, lo emocional... -, y la poesía resulta ser síntesis de esa clase de espacio."

Y Amelia, cuando tuvo que empezar el blog, muy generosamente puso un poema mío ya que habíamos hablado de la idea los dos pero basado en su capacidad organizativa y su disponibilidad muy generosa que pone al alcance de todos nosotros.
Así que el hecho de que esté ahí mi poema es solo como un ejercicio y no pretende nada más.
Ahora me gustaría ver muchos de todos nosotros, pero deberíamos comprometernos a cierta crítica generosa y de buenas miras.
Bueno, pues a ver si ya arrancamos. Es una alegría y creo que sacaremos provecho.
Un saludo a todos.


Marcelo

1 comentario:

  1. Enhorabuena.
    Inaugurar poesía es siempre un gesto que tiene valor en sí mismo y si además se acompaña de continentes sin auroras pero con lucidez y humanidad todavía mejor.
    Mis mejores deseos para Amelia, Marcelo y todos los poetas sin sofá, nada acomodaticios ni sedentarios y sí en cambio, muy activos.

    ResponderEliminar